Archivo de la etiqueta: mensajería

Lavabit cierra para oponerse al espionaje público en EEUU

Estándar

Hace un par de días noté que pasaba algo raro en los servidores de Lavabit ya que no podía acceder a mi email. En la página principal había un mensaje explicando que estaban en proceso de mantenimiento de la infraestructura. Lavabit era una empresa como cualquier otra que dé servicios de email, pero para ser una empresa tenía una política de privacidad anómala en pro de la privacidad aun en contra de los beneficios. Esta es su carta blanca (en inglés).

Esta mañana ya era el tercer día sin servicio y fui a la página web a ver si había alguna otra explicación. Menuda sorpresa me encontré cuando me topé el siguiente mensaje:

Mis cercanos usuarios,

He sido forzado a tomar una difícil decisión: ser cómplice en crímenes contra los estadounidenses o abandonar unos diez años de duro trabajo apagando Lavabit. Tras reflexionar considerablemente he decidido suspender las operaciones. Desearía poder compartir legalmente con vosotros los acontecimientos que me llevaron a esta decisión. No puedo. Siento que merecéis saber lo que está pasando; se supone que la primera enmienda me garantiza la libertad de hablar en situaciones como esta. Desafortunadamente, El Congreso ha aprobado leyes que dicen otra cosa. Tal como están las cosas, no puedo compartir mis experiencias en las últimas seis semanas, incluso aunque haya hecho las peticiones adecuadas dos veces.

¿Qué va a pasar ahora? Hemos comenzado a preparar el papeleo necesario para continuar luchando por La Constitución en La Cuarta Corte de Apelaciones. Una resolución favorable me permitiría resucitar Lavabit como empresa americana.

Esta experiencia me ha enseñado una lección muy importante: sin una acción judicial o un fuerte precedente judicial, fuertemente recomendaría que nadie confíe sus datos privados a una empresa con base física en Estados Unidos.

Sinceramente,
Ladar Levison,
Propietario y Operador, Lavabit SL

¡Defender La Constitución es caro! Ayúdanos donando a la recaudación para la defensa legal de Lavabit aquí.

La opción ideal (en términos de independencia, aunque no puedo intuir las consecuencias ecológicas de eso) sería que cualquier persona sin conocimientos técnicos tuviera su propio servidor de email en casa. Freedombox está trabajando en esa dirección pero a día de hoy aun no está listo.

Aquí hay una lista de sitios web independientes y anónimos (muchos a salvo de la legislación de EEUU) que ofrecen servicios de email, entre otros, y comparten el interés por la privacidad de los usuarios. Muchos de ellos son gratuitos y funcionan a base de donaciones, pero te pedirán que no uses sus servicios para los fines que ellos intentan evitar (a menudo discriminación o violencia de cualquier clase hacia humanos, fascismo, etc.) y piden unas líneas de motivación sobre para qué o por qué quieres usar los servicios que ellos ofrecen.

Puedo entender que resulte chocante a las personas a las que usualmente se les presentan los servicios o productos desde los canales convencionales (a mí también me pasa), que en la promoción de estos servicios haya sentencias éticas o políticas, sin dirigir el mensaje únicamente al mero beneficio o satisfacción de una necesidad que dispondrá el usuario. La entidad convencional eludirá del mensaje lo que hará con el dinero recabado directa o indirectamente. Por ello no es de extrañar que aquellos que ofrecen servicios en pro del avance de las libertades de los individuos y para luchar contra los esquemas vigentes sean activistas que públicamente se posicionan por sus ideales y su interés es producir un cambio, también en la conciencia de la gente.

Siéntete libre de opinar sobre esto si discrepas sobre el tema, seguramente causará una conversación muy constructiva. Personalmente considero que debería pensar más en estos temas.

Anuncios

Teléfonos inteligentes para hacer a los humanos estúpidos

Estándar

Con los coches, l×s urbanit×s ya no saben caminar o ir en bici, pero se quejan de la «epidemia» de la obesidad, de los atascos, de la contaminación, de los accidentes, de las guerras por el petróleo, etc. Y ni se les ocurre tocar la tierra con los pies. Se ha olvidado como se vivía sin coche y este olvido es una amputación. La prótesis ha sustituido el miembro y poco a poco ha mutado en discapacidad…

La misma lógica sostiene el marketing del móvil que se vende como una herramienta inteligente. Observemos l×s usuari×s de teléfonos móviles, incapaces de moverse en el espacio, incapaces de llegar puntuales a una cita o de esperar diez minutos sin entrar en el pánico de llamar, incapaces de imaginar como quedar con alguien sin móvil, incapaces de buscar y encontrar alguien en un sitio sin su cacharro…

Fuente: ¡Quema tu móvil!

La fuente de donde he tomado el texto es muy interesante y ha sido el gran descubrimiento de hoy. Analiza los puntos negativos que supone el uso del teléfono móvil, basado principalmente en la legislación de España. En realidad es difícil de describir su temática, y por ello no les culpo que sencillamente lo hayan llamado ¡Quema tu móvil! aunque no me parezca una buena idea literalmente; ese título es muy sugerente y no necesita de largas líneas para intentar presentar su contenido.

Si te interesa el tema y descubres en los textos un vocabulario diferente al tuyo o al que has asociado muchas connotaciones, te animo a que te tragues la figura de tu ego protector y lo leas de todas formas. Certifico que no será doloroso en este caso, yo lo he leído entero página tras página y me ha encantado tanto la extensión como la calidad de su contenido, además de que intercala diferentes aspectos de manera muy armónica. Cuando al final descubrí que era un fanzine comprendí muy bien que esa armonía no era una casualidad.

¿Dónde están las cosas que hay en internet?

Estándar

Si tienes muchas fotos en tu ordenador se te acabará el espacio y no podrás tener más. Pero si las subes a internet, ¡tendrás todo ese espacio libre para otras cosas!

Una mala compañía

En esta entrada hablaré de lo qué significa subir contenido a internet, para que así puedas tener una mejor opinión sobre el uso y abuso de internet. Pero antes me apetece contar un recuerdo.

Hace muchos años ya me hacía esta pregunta, ¿dónde están las cosas realmente? Tenía mis teorías sobre por qué las cosas permanecen en internet. Pensaba que las fotos debían estar siempre de un lado para otro, corriendo rápidamente por los cables y si alguien las necesitaba, pues irían hasta los cables que acababan en su ordenador. Pensaba que el viaje continuo les permitía existir sin estar en ningún lado. Pensé también que por estar viajando continuamente debido a la energía eléctica, si alguna vez se fuera la electricidad, el contenido desaparecería para siempre. Pero eso no podía ser, ya que la electricidad se va de vez en cuando. Entonces pensé que como los cables de internet están por todo el mundo, y aunque se apaguen temporalmente los de una ciudad, pueden sobrevivir en los de otra. Entonces pensé el caso hipotético de que se fuera la electricidad en todo el planeta al mismo tiempo. Concluí que todo el contenido de internet desaparecería por siempre, probablemente.

La realidad es mucho mucho más fácil y comprensible. Cuando subes las fotos a internet, las guardas en el ordenador de otro. Es por eso que no se gasta el espacio en tu ordenador, se gasta en otro ordenador que no te pertenece. Es exactamente así. Si subes las fotos a una red social, por ejemplo, las fotos se guardan en los ordenadores del jefe de la red social.

Un poco de nomenclatura

En la jerga informática se usa el adjetivo servidor para los programas que ofrecen determinados servicios, y cliente para los programas que demandan dichos servicios. Abusando del término, se llama también servidor al ordenador que ofrece los servicios y cliente al ordenador que los requiere. Aunque no es necesario, en los casos que nos interesan la comunicación entre servidores y clientes se lleva a cabo a través de internet.

Así, por ejemplo, se puede decir, “me he instalado un cliente de correo electrónico”. Esto quiere decir que ahora dispones de un programa capaz de pedir tu correo electrónico a otro programa, que está instalado en otro ordenador (emplazado en la otra parte del planeta comúnmente, o en el desván de de tu casa si eres un geek). Así, cuando la gente escriba correos a tu dirección de email, estos llegarán al servidor y allí se quedarán guardados. Pero cuando tu cliente de correo pida al programa servidor (porque tú has pinchado en “Recibir correo”) que te mande el correo a tu ordenador, el programa servidor te mandará tu correo a través de internet, tras la adecuada identificación de usuario y contraseña aportada por tu cliente de correo.

Pues ya está, si entiendes eso estás preparado para comprender casi cualquier cosa de internet. Los informáticos programan casi todo en términos de servicios, clientes y servidores.

Subiendo cosas a internet

Para subir tus fotos a internet, un servidor debe estar preparado para recibir peticiones de subir fotos, como por ejemplo lo están los de Wikimedia Commons, la medioteca libre que utiliza Wikipedia. Cuando un programa cliente (por ejemplo, Firefox), solicita subir tus fotos al servidor, tras una negociación entre ambos programas, si el programa servidor acepta (pues podría tener condiciones, como que las imágenes tengan un tamaño inferior a 5 GB, o que le guste el cliente que usas) tus fotos acabarán en el servidor.

Pero este servicio es solo el de subir las fotos. Una vez que el contenido está en el servidor, todos los que quieran tener acceso a las fotos deberán solicitarlo, por ejemplo, visitando una dirección de internet. Esta solicitud es imperceptible para las personas que usan un navegador, y parece que las fotos siempre están ahí para ti. Pero se puede decir que para ver las fotos tendrás que ser cliente del servidor que tiene tus fotos, ya que el acceso a ellas se ha convertido en un servicio a través de internet. Interpretar eso dando a las palabras el sentido habitual es divertido ya que a menudo también es verdad.

Consecuencias técnicas inmediatas

  • Disponibilidad:
    • Técnicamente: Si algún accidente ocurre a la entidad que guarda las fotos, puede que no puedas a volver a acceder al contenido, aunque es probable que ellos guarden tus datos con más cuidado del que tú tendrías. Por lo demás, en principio solo es necesario acceso a internet para disponer de ellas, siendo algo útil para compartirlas con los amigos sin tener que encontraros todos en el mismo lugar físico.
    • Políticamente: Es posible que el dueño del servidor decida dejar de ofrecer el servicio, o es posible que una ley o o alguien importante les haga borrar el contenido que tú subiste. Por ejemplo, hay antiguos usuarios de Megaupload que reclaman el contenido legal que subieron a dicho sitio y aún no se lo han devuelto.
  • Uso ajeno de tu contenido:
    • Técnicamente: ¡Tus datos están en otro ordenador! Pueden hacer cualquier cosa que a ti se te ocurra hacer con tus cosas, más muchas otras que saben hacer los que conocen los programas adecuados.
    • Políticamente: Es posible que haya leyes que atemoricen a los que poseen los servidores de hacer un uso injusto de tus datos. Podrías tener que aceptar una cesión parcial de tus derechos de autor al subirlos, o incluso tener que incumplir la ley. Además, los gobiernos podrían pedir tu contenido a los dueños del servidor con una buena o ninguna justificación.

Pensamiento rápido sobre la privacidad

El acceso a tu información pone en jaque tu privacidad. Son muchos los interesados en saber tus cosas, tanto de tu persona particular como de una más para una estadística. También de tus amigos, ya que aunque ellos sean muy concienzudos con la importancia de la privacidad, puede que seas tú quién suba información referente a ellos. Además, en el mundo digital se pueden hacer todas las perrerías que se quieran, como reconocimiento facial, determinación de personas que se conocen entre sí, registros de comunicaciones, recopilaciones de información de diversas fuentes. Casos extremos como Facebook, que por ejemplo no permite a sus usuarios borrar ningun texto ni fotografía que hayan subido a sus servidores, hacen que tengamos que ser especialmente conscientes de aquello que subimos a internet.

Consejos para difundir contra-información

Imagen

Finalmente ha llegado el Día Contra los DRMs. ¿Aún no has organizado nada? ¡Imprime lo que sea y repártelo por ahí!

Lleva el mensaje a aquellos sitios que sepas que frecuentan grupos sociales alternativos. La probabilidad de que sea de interés a personas menos comúnes es mayor que en el caso de las personas más comunes.

Colócalos en pasos obligados de personas y donde deban pararse sin poder hacer otra cosa. El dueño de la tienda de detrás del paso de cebra lo sabe y ha puesto en el escaparate una tele cuyos vídeos atraen a todo aquel que espera en el paso de peatones.

A menudo, si no quieres gastar muchos recursos, el soporte físico del mensaje es el mismo que se usa para llamar la atención, aunque también puedes colocarte cerca del mensaje y cruzar los brazos repetidamente por encima de la cabeza. Pero el soporte físico del mensaje puede ser suficientemente bueno para llamar la atención, incluso siendo pequeño. Haz composiciones y usa la simetría, pero no olvides de que debes dejar una forma segura de leer el mensaje. En la foto anterior, dos mensajes llaman la atención mientras un tercero se puede leer desde un lugar resguardado del tráfico.

El cartel oficial del evento es bueno captando la atención. Aunque la fotografía anterior no puede captarlo, desde la distancia donde se tomó (más de 10 metros) es legible “DRM” en el cartel colocado en la esquina. Cualquier persona para la que dichas letras activen sus neuronas, quedará atrapada y se acercará, aunque no pase demasiado cerca o con un ángulo perfecto.

Se positivo. Muestra aquellas cosas buenas y agradables que se pueden hacer para apoyar y vivir con tecnologías libres de DRMs. Centrarse solo en lo que NO se puede hacer es una mala idea (lo puedes leer en todos los libros de metafísica).

Aunque no tengas mucho tiempo, no te olvides de dejar al menos un mensaje en la lengua local…, las traducciones son importantes. Aunque en este caso gran parte de la gente interesada sabrá inglés… En España y en Italia nadie sabe inglés, no traducir el mensaje impedirá que llegue a una enorme cantidad de personas receptivas. Aunque claro, inglés es mejor que nada.

Aprovecha los mensajes del enemigo, probablemente con más recursos que tú. Asegúrate de que una persona que lea su mensaje tenga la contraparte presente cuando elabora su opinión. Llevar siempre un boligrafo encima es algo muy interesante.

Si todo lo anterior falla, siempre puedes dejar muchos mensajes en cualquier sitio y aumentará la probabilidad de llegar a más personas, pero mejor no gastar tantos recursos y aplicar un estilo minimalista. ¡Será mucho más motivante!

Por favor, no uses software privativo, pero si decidieras hacerlo…

Estándar
  • No te lo inyectes ni lo fumes.
  • Ten siempre presente que se trata de algo perjudicial y que causa dependencia. No lo uses frecuentemente y evita aliviar tus problemas con él.
  • No animes a tus amigos a usarlo ni les enseñes cómo manejarlo. Si te piden consejo, háblales del software libre, es posible que en su caso sea más fácil prescindir del software privativo que para ti.
  • Ten en cuenta que el software que tú uses influye directamente en el que use tu entorno. Cuando envíes documentos a tus amigos, conviértelos primero en formatos abiertos o libres.
  • Si lo usas para comunicarte, asegúrate primero de que la otra parte ya lo utilizaba anteriormente, de forma que no le incitas a hacerlo por primera vez. Si no ha usado antes una herramienta parecida sé correcto y propónle un método tradicional como quedar en un parque o en la biblioteca si es algo concreto e importante, o di que prefieres tratar con la gente en persona si se trata de algo informal y más frecuente. Una postura así denotará que eres una persona interesante y que valora las relaciones humanas.
  • No des dinero a quien te lo ofreció a no ser que tengas una razón particular para hacerlo. Si aquel que te lo ofreció sabe que estás interesado, no dudará en presentarte otro software aparentemente espectacular, puede que incluso te de muestras gratis. Pero al final quedrá que aceptes licencias injustas y nunca te dirá las cosas malas qué esconde ese software realmente.
  • Si alguna vez tienes problemas, no llames al servicio técnico: muchas de sus soluciones se basarán en el uso de más software privativo y es posible que ni siquiera se trate de versiones estables. Pregunta por una alternativa en #libreplanet, #gnu o #trisquel; ellos son los que realmente quieren ayudarte.
  • Recuerda: Nunca es tarde para cambiar. No poder pasar tu tiempo con juegos infantiles o tener que emplearlo aprendiendo a configurar un programa no ha matado nunca ha nadie. No ser consciente de quién tiene realmente el control, tanto de tu dispositivo electrónico como de los datos que manejas con él, puede hacer que nunca lo recuperes.

Imagen de Robot

Imagen subida a Wikimedia Commons por Bilboq bajo dominio público.

Mensajería instantánea cifrada

Estándar

Sin cifrar, cualquier mensaje que transmitas a otras personas puede ser leído fácilmente si es interceptado. A todo el mundo le gusta cuchichear, por lo que los programas que automatizan dicha tarea son muy demandados y no hace falta ser un genio para hacerlo, solo tener instalado uno de esos programas espía.

Motivación

imagen del palomo de pidgin

¡Pide a todos tus amigos que se instalen OTR! No tendrán que cambiar ninguno de sus hábitos, solo instalarlo. Y si no son capaces de hacerlo por ellos mismos, échales una mano. Que tus amigos empleen una comunicación cifrada no es simplemente bueno para ellos, directamente lo es para ti, ya que la comunicación es algo que depende de dos personas. Además, aunque tú con cada amigo sí mantengas conversaciones cifradas, si después ellos lo hablan entre si sin cifrar podría desvelar la información. Pero si tú ya has convencido a tus amigos, ¡ellos están a un click de cifrar las comunicaciones entre ellos! Esta forma de pensar se aplica también a correos electrónicos, video-llamadas, etc., aunque en este caso solo trataremos de mensajería instantánea. Yo se lo he puesto a mis padres y ahora nuestras conversaciones están cifradas. Puede que pienses que no hay nada que esconder cuando hablamos con nuestros padres o amigos, pero deberíamos valorar nuestra vida privada y defender nuestra privacidad en estos tiempos en los que todo es digital y por tanto fácilmente analizable.

Si tus amigos no tienen un cliente de mensajería compatible, insísteles en usar Pidgin. Podrán usar cualquier protocolo, como MSN (que la mayoría de sus usuarios conocen como Messenger porque es el programa que Microsoft quiere que se use) que es muy común en España, pero también también cualquier otro, incluído el chat de Facebook, aunque no es nada recomendable usar dicha red social.

Icono de jabber

Y ya puestos, haceros todos una cuenta Jabber que está basada en un protocolo abierto y estandard y, como ocurre cuando uno hace las cosas libres, los servidores no están centralizados (como MSN y Skype por Microsoft) de forma que los mensajes no tienen que pasar por el ordenador de una única entidad. En cualquier caso, ¡ahora con OTR pasarían cifrados!

Características

Off-the-Record (OTR) es un complemento para Pidgin (también para otros clientes de mensajería) que, independientemente del protocolo usado, si las dos personas que mantienen la comunicación lo tienen instalado, permite:

  • Encriptar los mensajes (nadie podrá entenderlos).
  • Asegurarte de que hablas con la persona correcta.
  • Otras cosas más técnicas.

Por supuesto, es software libre.

Instalación

Para instalarlo en la mayoría de las distribuciones de GNU solo tienes que instalarlo desde Añadir y Quitar aplicaciones. Seguramente se llama pidgin-otr. Esta es una lista de las distribuciones que lo tienen empaquetado. Los usuarios de Window$ simplemente tienen que instalar el ejecutable fácilmente localizable en la página web. Para MacOS también está para Adium, que es un popular cliente de mensajería que es software libre.

Configuración en Pidgin

En la ventana principal de Pidgin, seleccionar Herramientas y ahí Complementos. Activar la casilla Off-the-Record (o Mensaje Fuera-de-Registro, si está instalado en castellano) y, opcionalmente, ajustar las opciones que se consideren. Como el resto de complementos de Pidgin que he visto, las opciones de configuración son MUY comprensibles y no asustan a nadie.

Uso

Cuando abras una ventana de conversación a un amigo, encuentra la nueva opción OTR en la barra superior de la ventana y selecciona Autentificar compañero. Si tu amigo no tiene instalado el complemento OTR, se notificará un error.

Habrá varias opciones para autentificase. El método de pregunta y respuesta es el que más uso. Piensa en una pregunta que solo la otra persona sepa responder y pon la respuesta correcta. Si la otra persona la acierta, será el turno de que la otra persona se asegure de que tú eres tú. Mientras tanto se puede hablar normalmente por Pidgin, por lo que es posible dar algunas pistas…

Una vez autentificados, no tendrás que volver a preocuparte de OTR a no ser que te conectes desde otro cliente de mensajería al que has instalado OTR. En tal caso habría que repetir el proceso de autentificación (¡lo cual tiene sentido!).

EFF hizo que supiera sobre OTR gracias a su campaña en pro de mejorar la seguridad en la mensajería a través de software. En ese enlace puedes seguir y encontrar (en inglés) mejor información sobre OTR y su estudio realizado. Decidieron apoyar OTR debido a su simplicidad, ya que aunque hay muchas alternativas, la mayoría requieren un mínimo de destrezas, por lo que no son apropiadas para que la mayor cantidad de personas se beneficie de esto.